Esta web utiliza cookies. Si sigues navegando, entendemos que aceptas estas condiciones de uso. OK | Más información

KUTXABANK ARASKI 68 – 58 CADI LA SEU

KUTXABANK ARASKI 68 – 58 CADI LA SEU

Victoria trabajada al calor de Mendizorrotza

La ilusión del regreso a Mendizorroza después de 7 meses de ausencia, tuvo su mayor premio en el buen partido y la victoria del Kutxabank Araski ante un competitivo Cadí La Seu. Los 450 aficionados y aficionadas que se dieron cita en el mítico pabellón vitoriano fueron testigos de una mejora notable en el conjunto vitoriano que basó sus fortalezas en el acierto, dominio del rebote, buena fluidez de balón con 18 asistencias y siempre mucha fe.

Todo fue como empezó, aunque el inicio fue excelente y el final más apretado. El equipo fue de más a menos, con puntos que se salían de las manos de las jugadoras en los dos primeros cuartos, que escasearon en el tercero para poner la sentencia en el cuarto. El arranque explosivo de Izaskun García, plena en la dirección y acierto anotador fue contagioso para el resto de compañeras. Dos triples de la de Muxika, acompañado por otro de Laura Quevedo, empezaron a abrir una interesante distancia de 10 puntos al cierre del primer acto (25-15).

El único pero, las dos faltas en 35 segundos de Tania Pérez que se fue al banquillo. Con ambición y empujadas por un juego vivo y rápido, María Asurmendi se puso en modo Killer para anotar 10 puntos en el segundo cuarto y destrozar el aro rival con dos triples. En la escuadra catalana Danni Willians respondía desde la misma distancia y la belga Geldof (10 puntos) con sus 197 centímetros lograba intimidar en posiciones interiores. Sin embargo, las de Canut no fueron capaces de superar la buena defensa vitoriana. Muy agresiva, dos contra uno sobre la jugadora con balón, con presión al saque de fondo, con un paso más físico que pone la jugadora de Guyana Joy Adams, Kutxabank Araski supo sacar ventajas para irse cómodamente con 16 puntos de diferencia al descanso (40-24).

Otro triple de Asurmendi ponía la máxima renta de 17 puntos al inicio del tercer cuarto (43-26), puntos de inflexión para generar menos en ataque y estar más a merced del rival. Irati Etxarri supo buscar la ventaja sobre la defensa de Anna Cruz para recortar diferencias. Un parcial 0-7, colocaba a 12 a las visitantes (43-31). Pero el talento y la calidad de Anna Cruz salió a relucir en el parqué vitoriano. La catalana, mejorada físicamente, se encontró cómoda con su tiro, con buenas selecciones para empezar a ser clave en la anotación hasta irse a los 15 puntos y ser la máxima anotadora del encuentro. Con 50-40 al cierre del tercer período, Kutxabank Araski necesitaba solucionar lo antes posible el partido para no meterse en problemas.

Cinco puntos consecutivos de la capitana Laura Pardo al inicio del último período fueron oxígeno puro (59-44, minuto 35). Sin embargo, una antideportiva a Quevedo alteró a las alavesas que quisieron dormir el choque demasiado pronto. Hubo que remangarse para parar la insistencia rival impulsada por una excelente Peña en la dirección además de la anotación de Willians y Pujol. Una buena defensa facilitaba un robo y contraataque de Cruz que parecía sentenciar con otro triple contra la zona ilerdense (64-53). Pero otro parcial 0-5 colocaba a La Seu a seis peligrosos puntos (64-58). Quevedo y Abalde, con dos canastas oportunas daban la tranquilidad definitiva para una victoria merecida y trabajada (68-58).

Las buenas sensaciones del conjunto, con detalles de calidad, demuestran que el trabajo da sus frutos. Mendizorrotza sigue siendo talismán para el Kutxabank Araski.


Kutxabank Araski 68: Izaskun García 8, María Asurmendi 13, Laura Quevedo 7, Tania Pérez 2, Tamara Seda 5 – quinteto inicial - Cristina Molinuevo, Tamara Abalde 11, Laura Pardo 5, Anna Cruz 15, Joy Adams 2,

Cadí La Seu 58: Irati Etxarri 8, Laura Peña 7, Ariadna Pujol 10, Georgina Bahi 4, Gala Mestres 2 – quinteto inicial - Danni Williams 11, Laia Raventos, María Jespersen 6, Serena Geldof 10.

Parciales: 25-15, 15-9, 10-16, 18-18 (68-58 final)