Esta web utiliza cookies. Si sigues navegando, entendemos que aceptas estas condiciones de uso. OK | Más información

RPK ARASKI 67 – 42 EMBUTIDOS PAJARIEL BEMBIBRE

RPK ARASKI 67 – 42 EMBUTIDOS PAJARIEL BEMBIBRE

El conjunto vitoriano fraguó su victoria en una gran primera parte

Rpk Araski se sacudió los nervios del estreno liguero sin pestañear ni dudar. Pleno de energía, confiado en un juego hilvanado y brillante, sobre todo, en sus dos primeros cuartos donde no dio opción a un Bembibre desarbolado y falto de acierto. La victoria por 25 puntos refleja la superioridad del cuadro alavés, que salió en tromba, con porcentajes de tiro por encima del 50 por ciento, y con una velocidad más que le dio ese plus para vencer y convencer.

En un visto y no visto, el primer cuarto discurrió con la celeridad que las alavesas le pusieron al partido. Y el acierto de una colosal Tamara Seda que intimidó en la zona rival para hacerse dueña absoluta. El estado de gracia de Laura Quevedo quedó bien corroborado con otra actuación a destacar. Con el rebote en manos vitorianas y ataques fluidos, el 21-10 se instaló en el marcador del polideportivo Siglo XXI de Zaragoza. Sin pausa, el equipo llegaba a sus ataques jugando, fluyendo en bloqueos en transición. Todo a pedir de boca para un segundo acto aún mejor, con la aportación de un banquillo en continuo movimiento. El relevo anotador lo tomó Tania Pérez. A su entrega defensiva se sumó el acierto anotador que le tenía que llegar como premio a la catalana. Acertada en todas las facetas del juego, contagió al resto en esa dinámica donde todas son una. Natalie Van Den Adel también se sumó a la anotación, bien en el posteo con ventajas al cuatro, en transiciones rápidas o desde el triple. Seda daba el susto de la mañana tras llevarse la mano a su rodilla tras caerse una rival encima. Solo fue un susto sin consecuencias. Bembibre sufría en cada ataque, con porcentajes que no acompañaban. Sus bombarderas no acababan de perforar el aro vitoriano y la distancia se hacía ya inalcanzable al descanso con 20 puntos de diferencia (41-21).

La salida del tercer cuarto fue la nota discordante a tanta armonía coral. Cuatro minutos de letargo que provocaron un amago de reacción de las de Pepe Vázquez. Un parcial 2-8 rebajaba la ventaja a 14 puntos (43-29), momento para el receso y tiempo muerto de Made Urieta. La maquinaria volvió a coger velocidad, con Izaskun García en pista, con la combinación perfecta de las dos bases con Asurmendi poniendo el poso necesario para devolver la renta y sentenciar en el tercer cuarto (52-34). El partido fue largo para las del Bierzo y de disfrute para las alavesas que continuaron con un ritmo alto de juego para endosar un parcial 15-8 final. Fueron los minutos de premio para Izar Bedia, la oportunidad de ver a la ex de Araski Itsaso Conde debutar en Liga Femenina. La diferencia se fue a los 29 puntos (63-34), con cinco jugadoras por encima de los 10, Quevedo 15, Seda 13, Tania Pérez 12, Izaskun García 11 y Natalie Van den Adel 10.

La victoria coral no permitió el lucimiento estadístico de Pardo, Carrera o Molinuevo, pero dieron minutos de calidad en la rotación.

Además, Made Urieta recibió el premio a la mejor entrenadora de la pasada temporada, galardón que otorga la asociación de entrenadores españoles de baloncesto AEEB, sin duda, un merecido reconocimiento a la labor al frente de Araski así como su trabajo en las diferentes selecciones federativas con el oro europeo con la absoluta como la gran guinda.

Rpk Araski: Asurmendi 2, Quevedo 15, Pardo 1, Tania Pérez 12, Seda 13 -quinteto inicial
Izaskun García 11, Molinuevo 3, Van Den Adel 10, Izar Bedia, Raquel Carrera

Embutidos Pajariel Bembibre: Brooke Salas 7, Quirante 8, Nauwelaer 2, Ajemba 5, Manning 6 -quinteto inicial - Butina, Llorente 8, Cáceres, Gascón, Vojinovic 2, Conde 4

Parciales: 21-10, 21-11 (41-21 descanso), 11-13, 15-8 (67-42 final)