castellano | euskera | contacto

Noticias

LACTURALE ART ARASKI 66 - 57 CAMPUS PROMETE

02/12/2017 - Las vitorianas Marta Tudanca y la capitana Laura Pardo guían a su equipo hacia la tercera victoria consecutiva por 66-57 en otro paso más hacia el objetivo de la Copa

Liga Dia. Ni las dobles figuras de Vanessa Gidden (12 puntos y 15 rebotes) ni la superioridad en el rebote con 15 capturas ofensivas fueron suficientes para que Lacturale ART Araski perdiera el pulso en este sprint final hasta cerrar la primera vuelta. Con el objetivo de la Copa en el horizonte, algo sobre lo que Made Urieta prefiere pasar de puntillas fiel a su estilo de no marcarse objetivos, pero sí perseguirlos, su equipo volvió a demostrar su evolución y crecimiento desde la primera a la última jugadora.

Con roles tan definidos como asumidos, la entrenadora vitoriana tiene la capacidad de encontrar siempre soluciones en su banquillo. A la explosión de Marta Tudanca, titular y plena de confianza después de su larga lesión, para sumar 11 puntos y 8 rebotes convirtiéndose en la referente ofensiva, se sumó el trabajo mayúsculo en la sombra de la capitana Laura Pardo, una pívot con una sobresaliente lectura del juego, perfecta en la distribución de balón desde el poste alto con cuatro asistencias, precisa en su puntería con seis puntos e implacable en su pelea bajo los aros con cinco rebotes. En su mejor partido en Liga Femenina, la capitana marcó el camino al resto que salió desde el banquillo para sumar: Etxarri, Molinuevo, Aldalur, Izaskun García, incluso Agirre aunque no fue su día más brillante. El peso de las jugadoras de casa, contrasta con muchos equipos con pleno de jugadoras foráneas, como fue el caso de Promete, con hasta cinco nacionalidades diferentes, para un total de siete jugadoras extranjeras, pero sin el resultado buscado que le condena a esa única victoria por nueve derrotas.

Con un inicio más acertado para las de Jorge Elorduy arrancó un choque frío en la grada y en la pista. Las visitantes aprovecharon su dominio en el rebote ofensivo para lograr réditos interesantes que colocaron un preocupante 2-10 en el marcador. A base de esfuerzo, y acierto de Tudanca, las locales arreglaron el desorden y mala defensa inicial para cerrar con 17-21 el primer cuarto.

Vanessa Gidden seguía castigando desde la media distancia para alegría de su nuevo equipo. Pero nadie mejor que ella para saber que Araski nunca se abandona y que siempre busca su momento para asestar su primer golpe que llegó tras el 17-23. Con cinco minutos de enorme inspiración, Pardo, Forster y Silva se encargaron de endosar un parcial 16-0 para ponerse por delante al descanso (37-29). Con un tercer cuarto más bajo de pulsaciones locales, los porcentajes de tiro bajaron y los foráneos se equilibraron con Da Silva y Gidden de nuevo a la carga. Sin acierto, pero en esa labor de contención y sostén, apareció la famosa “segunda unidad”, esa que tanto trabajo ofrece, pero quizás brilla menos. Urieta sacó lustre a las Molinuevo, Etxarri, Aldalur, Garcia, Agirre, Pardo, para convertirlas en faros, en luz ante cierta penumbra de un partido opaco. Y así, con defensa de anticipación, provocando 20 pérdidas a su rival, recuperando 13 balones o generando juego con 16 asistencias, el partido feo empezó adquirir la tonalidad verde intensa de un equipo que se comporta así, con energía y convicción. Le faltó cerrar el choque para mayor tranquilidad, porque Campus Promete propuso una defensa en zona como enésimo recurso, y a punto estuvo de salirle bien en el último cuarto. Bien es cierto que Gidden con un desgaste de 35 minutos en pista, llegó bajo mínimos a los momentos clave y no hizo tanto daño. Todo lo contrario que Van Den Adel y Tudanca, ambas con dos triples en los momentos calientes, cuando el equipo rival apretó hasta ponerse a dos puntos (57-55).

Como si de un guion perfecto se tratara, las vitorianas llegaron a los momentos oportunos del choque con mayor clarividencia y acierto. Como si Urieta lo tuviera todo tan medido, incluso para dar emoción a un partido que languideció en juego aunque subió de temperatura con el excesivo ímpetu de Vanessa Gidden, extramotivada en su regreso a Vitoria.

La sexta victoria, coloca a Lacturale ART Araski en la séptima posición. Un pequeño paso, pero con una pelea por las seis primeras plazas que promete emociones fuertes. Por el momento, la siguiente final de las tres que restan será en una plaza siempre complicada como Cáceres, con dos jugadoras revelación en esta Liga Dia como son Alexis Jones, máxima anotadora de la competición y Shayla Cooper, tercera en ese ranking.


FICHA:
Lacturale ART Araski 66 (17+20+16+13)
Van Den Adel 9, Tudanca 11, Diallo 4, Silva 9, Forster 9 –quinteto inicial
García 3, Molinuevo 4, Etxarri 7, Aldalur 4, Agirre, Pardo 6

Campus Promete 57 (21+8+17+11) Estebas 5, Knezevic 8, Jovanovic 4, Da Silva 10, Gidden 12 –quinteto inicial
Knigth 11, Aponte, Herrera, Hall 7

Árbitros: Asier Quintas y Jesús Marcos

Asistencia: 800 personas acudieron al pabellón Mendizorrotza

Redacción araski / Foto: José Ángel Calvo

Compartir:
facebook twitter yahoo! google meneame

Últimas noticias